20180317 Comunicado de Prensa de la AEA

Desde la Asociación Española de Apicultores pedimos al Gobierno de España que prohíban todos los plaguicidas neonicotinoides tóxicos para las abejas

El próximo 22 de marzo se debatirá en la Comisión Europea sobre la prohibición de los plaguicidas neonicotinoides. La Asociación Española de Apicultores pide que la postura de España sea firme y clara pidiendo la prohibición de estos plaguicidas tóxicos para las abejas a nivel europeo.

Es algo que lleva pidiendo la Red para la Prohibición de los Plaguicidas Neurotóxicos varios años, de la cual forma parte la Asociación Española de Apicultores, junto a otras organizaciones de apicultores, consumidores y ecologistas como Ecologistas en Acción o Greenpeace.

Además recientemente organizaciones de la Plataforma Bee Coalition, a la cual pertenece la Asociación Española de Apicultores, como Greenpeace Europe, han escrito una carta al Presidente de la Comisión Europea  Jean-Claude Juncker junto a cerca de 60 entidades europeas, pidiendo que estos plaguicidas estén prohibidos sin más demora, de conformidad con la UE y sus regulaciones, no hay que retrasar más la votación de la prohibición de los plaguicidas neonicotinoides a nivel europeo. La Agencia Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) ya publicó una evaluación el pasado 28 de febrero de 2018, confirmando el riesgo de los neonicotinoides para todos los polinizadores, incluidas las abejas. El informe de la EFSA es el fortalecimiento de la base científica para la propuesta de la Comisión de prohibir usos al aire libre de los tres neonicotinoides.

Las abejas y otros polinizadores siguen amenazados en Europa. La eliminación de estos productos químicos del medio ambiente es un primer paso crucial, alcanzable y efectivo para proteger su salud y el papel crucial que desempeñan en nuestros ecosistemas naturales. Además de los plaguicidas neonicotinoides, es necesario que en España se evalúen todos los plaguicidas tóxicos para las abejas que existen en el mercado y sean sustituidos por alternativas como buenas prácticas agrarias compatibles con los polinizadores y la fauna auxiliar.

En el caso del olivar y tras comunicados anteriores por parte de la Asociación Española de Apicultores oponiéndonos totalmente a las fumigaciones aéreas, destacamos que la planta altabaca u olivarda (Dittrichia viscosa) es refugio del insecto Eupelmus urozonus, un enemigo natural de la mosca de la aceituna muy activo, pero al aplicar plaguicidas muy tóxicos como el dimetoato se elimina toda la fauna auxiliar. También, destacamos la acción de las trampas cromotrópicas para detectar y frenar la plaga de la mosca del olivo, concretamente para conocer realmente la situación de la plaga y en caso extremo, actuar con tratamientos desde tierra, siempre con productos menos tóxicos que el dimetoato, ya que ese elimina toda la fauna auxiliar, necesitándose en un futuro más plaguicidas, al romperse el equilibrio ecológico, por lo que la tendencia debería ser disminuir el uso de plaguicidas, beneficiándose todos los polinizadores y en general la salud ambiental de la zona.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies